martes, 25 de diciembre de 2012

HOUSE M. D.

TÍTULO ORIGINAL     House, M.D. (TV Series)
AÑO     2004
DURACIÓN    
45 min.
PAÍS    
[Estados Unidos]
DIRECTOR     David Shore (Creator), Greg Yaitanes, Deran Sarafian, David Straiton, Daniel Attias, Daniel Sackheim, David Platt, Juan José Campanella, Katie Jacobs, Andrew Bernstein, Bryan Singer
GUIÓN     David Shore, Lawrence Kaplow, Peter Blake, David Foster, Thomas L. Moran, Liz Friedman, Russel Friend, Garrett Lerner, Doris Egan
MÚSICA     Jason Derlatka, Jon Ehrlich
FOTOGRAFÍA     Gale Tattersall, Roy H. Wagner
REPARTO     Hugh Laurie, Lisa Edelstein, Omar Epps, Robert Sean Leonard, Jennifer Morrison, Jesse Spencer, Olivia Wilde, Bobbin Bergstrom, Peter Jacobson, Kal Penn, Anne Dudek, Stephanie Venditto, Sela Ward, Edi Gathegi, David Morse, Chi McBride, Amber Tamblyn, Andy Comeau, Cynthia Watros, Jennifer Crystal Foley, Kayla Colbert, Michael Weston
El equipo de House y Charly Hell les desean feliz Navidad
¿Quién a estas alturas no conoce esta serie? Que levante la mano... a ver... ¿ven? Todos la conocían.

Hace ya unos cuantos años todos estábamos acostumbrados a ver series donde los protagonistas eran un ejemplo de bondad, humildad, sacrificio, trabajo y que al final del día se iban a la cama con su señora, sonriendo...

... hasta que llegó Greg House, un médico brillantísimo, una eminencia en el diagnóstico, pero que armado con un bastón, no deja títere con cabeza puesto que es un ególatra, narcisista, caprichoso, pueril y adicto a la vicodina para calmar el dolor de su pierna, y con un nivel de hijoputismo bastante elevado.

Y que quieren que les diga que a mi me moló este nuevo antihéroe, este tipo con un humor negro negrísimo, y una autocontención nula para burlarse del primero que pasa o ridiculizar a quien le viene en gana, ya sea empleado, paciente, jefe o un tipo que pasaba por allí.

La serie está bien construída y todas sus 8 temporadas son un buen ejemplo de serie que no decae, que mantiene el interés y que evoluciona hacia premisas más o menos lógicas -dentro de la ficción, por supuesto- desarrollando todos los personajes según pasa el tiempo.
House y sus apóstoles justo antes del milagro de los páncreas y los esternones.
El éxito de la serie es deudor en gran parte de su protagonista, Hugh Laurie, cuyo destino cambió totalmente y pasó de ser un actor británico de segunda a toda una estrella mundial. Eso si, por más pelis que haga y por mucho que se aleje del género médico, nunca podrá dejar de ser el Doctor House.

Los secundarios están bien elegidos y cumplen bastante bien con su cometido, siendo esta serie el trampolín para algunos de ellos como puede ser la guapa Jennifer Morrison u Olivia Wilde.

En el apartado pegas, de nuevo nos encontramos con amoríos varios, con los típicos, te quiero, no te quiero, pero quiero estar contigo, pero ahora yo no, pues búscate otro, pues ahora tengo celos... vale ya cojones, VALE YA!!!!!  Aprended de series como Breaking Bad!!!!
Despertar, ver esta cara y no saber si reir o llorar
También se hacía pelín repetitivo el hecho de que una enfermedad rara de pelotas llegase al hospital cada semana -si, lo se, si no no tendría fuste la serie- y que todo el capítulo dando palos de ciego hasta que a falta de 10 minutos, algo que no tiene nada que ver le abre los ojos a House que da con el remedio antes de que palme el paciente -aunque alguna vez alguno la diñe-, y uno acaba aprendiéndose términos tan sonoros como extraños para un ufano como Plasmaféresis, Amiloidosis, Lupus (porqué nunca era lupus!!!!), Prednisona, Sarcoidosis, Punción lumbar... y muchas más.

Pero toda esto no resta un ápice de interés a esta serie brillante icono de del mundo de las series de los últimos tiempos y que encumbró a ese médico cabrón con el corazón negro y Hugh Laurie (ahora que lo pienso, se parece a mi jefe un poco, va sin afeitar, usa bastón, es bastante desastre vistiendo aunque un as en lo suyo...) y que es de las que cuando acaba, te da penilla.

Ah, se me olvidaba, feliz día de Navidad a todos. Disfruten de sus seres queridos.


10 comentarios:

  1. A mí me gustaba mucho al principio, pero llegó un momento en el que ya todos los capítulos me parecían iguales y me daba la sensación de que a House lo hacían irrespetuoso un poco por demás, así que me aburrí y la dejé de ver. Pero reconozco que es una buena serie, y a lo mejor hasta la retomo algún día y todo.

    ResponderEliminar
  2. Yo fui muy fan en los inicios, con mi familia nos reuníamos para ver los capítulos de estreno y todo. Pero creo que la parte 'personal' hizo que terminara por perder el interés. Creo que había un conflicto constante sobre si House debía evolucionar como personaje o no, entonces le metían interés amoroso y luego lo hacían miserable de nuevo, luego parecía que ahora siempre sí, luego miserable de nuevo. Y eventualmente jugaba más papel que el caso mismo y me harté de todos. Las últimas temporadas ya ni las vi. Con todo adoro a Hugh Laurie, grrrr.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Nunca me he puesto a verla en condiciones, sólo capítulos sueltos, pero si que ha sido una serie bastante buena.
    Feliz Navidad Charlie!

    ResponderEliminar
  4. Yo de tantas series de médicos que he visto y veo, he acabado un poco hasta las narices, por eso nunca me aventuré ni lo haré con ésta.
    Feliz navidad!!

    ResponderEliminar
  5. Serie que siempre he visto sin presiones de llevar día a día, sólo viendo capitulillos sueltos de vez en cuando. Es una de mis pendientes a medio plazo, cuando acabe con todo lo que tengo entre manos.
    Hugh Laurie será House siempre.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. No he visto esta serie, no me enganché a ella cuando empezó, y la verdad es que ahora me arrepiento XD Pero bueno, estoy haciéndome con todas las temporadas y tengo intención de verla en el futuro.
    Aunque a mí el House este se me parece mucho a nuestro Dr. Vilches de Hospital Central. Recuerdo que hace unos años (cuando empezó House en España) entrevistaron al actor que hace de Vilces y dijo que cuando empezó Hospital Central la gente la comparaba con Urgencias, y que ahora la comparaba con House; y no le gustaban nada las comparaciones jaja

    Feliz 2013!

    ResponderEliminar
  7. s, te quiero, no te quiero, pero quiero estar contigo, pero ahora yo no, pues búscate otro, pues ahora tengo celos... vale ya cojones

    ...

    jajajaja mi vida es una serie
    que joda.


    me gusta ese tipo de hombres desparpajados, altaneros, medio rudos muy cerados...

    joder...

    solo existen en las series....

    ResponderEliminar
  8. en lo personal no me ha gustado el final de la serie.


    paltaypan.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido. Demasiado pasteloso, políticamente correcto y simplón.

      Eliminar
  9. Cómo me gusta House, al principio, tan irreverente él. Pero poco a poco, me fue desencantando.

    - No he visto "Buscando un Beso a Medianoche", y sé que me emocionaría... Tengo que verla!

    Un saludoOo enorme!!
    Feliz Año 2013!!! Pide 12 deseos + 1 (que ese, te lo concedo yo!) jaja

    ResponderEliminar

Se ha producido un error en este gadget.